• Sep : 29 : 2016 - Reiki: ¿terapia, magia o religión?
  • Sep : 25 : 2016 - Niños Índigo: ¿teoría científica o esotérica?
  • Sep : 24 : 2016 - ¿Quién fue Osho? La verdad sobre el gurú Rajneesh.
  • Sep : 24 : 2016 - ¿Qué son los Registros Akáshicos?
  • Sep : 24 : 2016 - ¡Dios es coreano! La Iglesia de Dios Sociedad Misionera Mundial.

“Con una repetición suficiente y la comprensión

 psicológica de las personas implicadas,

no sería imposible probar que de hecho

 un cuadrado es un círculo.”

Paul Joseph Goebbels

 

Cualquier persona, en determinados momentos, es susceptible de caer en estados vulnerables en lo cuales otra persona puede ejercer más influencia sobre él. Todos somos más vulnerables al halago, el engaño, las tentaciones y las seducciones cuando estamos solos, tristes y nos sentimos necesitados. En tales períodos de transitoria vulnerabilidad, la mayoría somos más manipulables y tenemos mayores posibilidades de ser engañados por personas arteras. Sostiene Miguel Perlado: “la clínica y la investigación realizada nos confirma que, si bien no existe un perfil típico de adepto, éste tiende a vincularse con uno de estos grupos en un momento de crisis. No es tan importante el contenido de la crisis (económica, afectiva, existencial, etc.) como el hecho mismo de la crisis, el hundimiento de las convicciones básicas del sujeto y el incremento de vulnerabilidad consecuente. En un momento de crisis, la confianza en objetos internos buenos y continentes se pierde y es entonces cuando el otro se introduce en el mundo interno del sujeto para llevarlo a la condición de adepto” (Perlado, 2002).

 

En este capítulo vamos a desarrollar el tema de la Manipulación Psicológica (en adelante MP) en los grupos de manipulación,  las técnicas de MP y los procesos de MP.

 

2.1) Haciendo un poco de historia.

 

En 1949, George Orwell escribió sobre la utopía negativa que temía se desarrollara, tal vez, alrededor de 1984. Según Orwell en el futuro existirían sistemas políticos totalitarios que gradualmente sofocarían la capacidad de razonar de la gente. En esos gobiernos imaginados por Orwell, la tortura, las drogas y las técnicas misteriosas y esotéricas serían los métodos más temidos por los cuales se podría controlar a la gente. El genio de Orwell consistió en percibir que la combinación de técnicas sociales y psicológicas son más fáciles y más eficaces que los métodos de coerción con armas. El año 1984 ya ha pasado y hemos sido testigos de cómo varios gobiernos totalitarios (que sin llegar a la policía del pensamiento planteada por Orwell) controlaron y algunos todavía lo hacen el pensamiento y la conducta de los pueblos a través de la censura y el acallamiento coercitivo de los disidentes.

 

También hemos sido testigos de cómo a partir de la década del 60 han venido surgiendo cada vez más grupos de tipo empresariales independientes que se ocupan del negocio de la MP, han surgido infinidad de falsos Mesías, charlatanes y líderes de sectas y grupos de adoctrinamiento que emplean técnicas orwellianas de manipulación de la mente. Este tipo de grupos someten a sus adeptos a tratamientos que obnubilan la mente a través de un ataque directo al yo y sus mecanismos defensivos, bloquean el pensamiento crítico, subyugan la capacidad de elección sometiendo a sus adeptos a todo tipo de prácticas reñidas con la moral a través de procesos que, como más adelante expondremos, dejan el yo destruido y el superyo narcotizado. Detrás de estos procesos se encuentra la figura del líder, que siguiendo con la visión de Orwell, aparece como un “Gran Hermano” sonriente y de apariencia benévolo.

 

 

 

 

2.2) Las técnicas de manipulación psicológica.

 

Las técnicas de MP varían según el tipo de grupo dogmático del cual se trate. En todos los casos y a la base de todo tipo de proceso de captación y de MP está lo que se conoce como “proselitismo engañoso” (Baamonde, 2003), es decir, a la persona que va a ser influenciada nunca se le dice los verdaderos fines que el grupo persigue, éstos le son escondidos y se lo somete a lo que se conoce como “develamiento paulatino de la verdad” (Baamonde, 2003), al nuevo adepto se le dice que en el futuro se le van a ir aclarado las dudas, que va a ir adquiriendo nuevos “niveles de conocimiento”; a tiempo que se le va develando esa nueva verdad la persona va siendo sometida a todo un proceso de manipulación a partir de técnicas específicas que ahora vamos a detallar.

 

El proceso de captación sectaria comienza con un intento de adoctrinamiento que suele darse sencillamente en la calle, en la concurrida entrada a un shopping, en plazas, puertas de liceos, universidades; en lugares donde la gente suele sentirse sola como ser hospitales, estaciones de ómnibus, aeropuertos,  cárceles, etc. En ocasiones comienza con la venta de un folleto, de un libro, de un perfume, la petición de una pequeña limosna y una pregunta, una pregunta con la que se intenta sondear la posibilidad de un diálogo. El encuentro lo provocan personas jóvenes, de apariencia feliz, deseosos de comunicar un mensaje que se presenta como sencillo pero a la vez importante. Sigue la invitación a una “charla”, “conferencia”, y luego esa ocasión será propicia para la invitación a un “campamento”, “seminario”, “taller”, “retiro”, etc.

 

Dice el “manual de reclutamiento de la secta Moon”: “Debemos de aprender a leer en el rostro, es necesario impresionar a la gente por nuestra calma, nuestra seguridad, nuestra concentración;  para conmover a otros debemos conmovernos a nosotros mismos. Debemos tener una confianza absoluta en lo que decimos: hablar con sentimientos muy fuertes. Hay que dar a nuestro rostro y particularmente a nuestra mirada y nuestra boca una expresión que impresione. Debemos aparentar una actitud humilde. A nadie le gusta la idea de perder algo: es preciso que la gente tenga la impresión de que van a ganar alguna cosa escuchándonos, que los dejen satisfechos y que tengan necesidad de volver a vernos.” (Bosch, 1993, 121)

 

Vamos a detallar algunas de las técnicas de MP, que varios autores describen (Almendros, 2005; Baamonde, 2003; Erdely, 2003; Singer, 2003; Bosch, 1993; Hassan, 1990) y para facilitar la tarea del lector las vamos a ir describiendo siguiendo lo que sería un típico proceso de captación sectaria, las técnicas de MP no están presentadas siguiendo un orden cronológico, el lector debería en el mejor de los casos entender estas técnicas más como círculos concéntricos que como una aplicación lineal de las mismas:

  • Paternalismo Benevolente: En los contactos iniciales, el influenciador, es decir aquel que llevará adelante el proceso, se presenta frente a la persona a captar, con un carácter paternalista y benevolente (debemos recordar que uno de los factores predisponentes de los cuales hablamos en el capítulo anterior es el llamado “síndrome de ausencia paterna”). De esta manera logra generar una corriente afectiva con la persona a influenciar. Al generarse esta corriente afectiva, la angustia desciende y la persona comienza a desahogarse.
  • Estatus de superioridad: Este paternalismo benevolente que se registra en los contactos iniciales se une a un estado de superioridad que coloca al influenciador por encima de la persona influenciar. Dicho estado de superioridad queda manifestado por los títulos que el influenciador se atribuye y que les son reconocidos por sus seguidores, títulos tales como gurú, maestro, vidente, parapsicólogo, avatar, etc.
  • Confesiones Intimas: El Influenciador procurará que en su desahogo, la persona haga confesiones íntimas, minimizando algunos problemas y sobre valorando otros; se empiezan así a relatar hechos de la vida personal, lo cual baja el nivel de angustia y refuerza la sensación de ser atendido y querido por otra persona con cierta ascendencia. Asimismo, a través de estas confesiones, podrá contar con elementos concretos para luego presionar en el resto del proceso. Por sobre todo le interesará saber cómo es la familia del sujeto, qué nivel de ingresos tiene, con quién se lleva mejor y con quién peor, cuáles son sus fantasías, ideales y logros, y por sobre todo, le va interesar saber cuáles son sus temores, frustraciones y fracasos.
  • Love Bombing (Bombardeo de Amor): Luego de los contactos iniciales lo invitará a pasar unos días a una “colonia”, “campamento”, “retiro” o a realizar algún “curso”. No hay gran diferencia, sólo que en el curso, el proceso demora un poco más, pero básicamente es similar. Apenas ingresa al curso o a la colonia, es recibido por toda la comunidad de una manera muy afectuosa, muy cariñosa sometiendo a la persona a un verdadero bombardeo de amor (los Niños de Dios repiten casi de manera constante la frase “Dios te ama”).
  • Padres Espirituales: Al ingresar le es asignado un “padre” o una “madre espiritual”, un “guía” u “orientador”; en algunos movimientos los llaman “Ángeles de la Guarda”. Estos tienen por objetivo no dejar ni a sol ni a sombra a la persona a influenciar; seguir provocando confesiones íntimas; y dar respuesta a toda pregunta que el sujeto pudiera hacer.
  • Respuestas Simplistas y Maniqueas: Toda pregunta que la persona a influenciar pudiere hacer, son evacuadas con respuestas simplistas, reduccionistas, que no llevan más de veinte palabras y, en consecuencia, son fácilmente memorizables. Estas respuestas también se caracterizan por su fuerte contenido “maniqueo” y “dialéctico”, dividiendo radicalmente al mundo en dos: todo lo bueno está dentro del grupo, y todo lo malo, fuera de él.
  • Control de la Información: Toda la información proveniente del mundo exterior pasa previamente por un tamiz, cuando no, suprimida totalmente o reinterpretada según las creencias particulares del movimiento.
  • Control del Tiempo: Prácticamente no existe el tiempo libre. La persona pasa largas horas escuchando sermones, conferencias, cantando canciones, leyendo o recitando “mantras” (oraciones orientales). Para tener una idea de la intensidad de estas prácticas diremos a manera de ejemplo que los integrantes del grupo popularmente conocido como “Hare Krishna”, tienen la obligación de recitar su mantra característico, 1728 veces por día. Esto produce un síntoma específico: disociación temporoespacial (Baamonde, 2001). Es decir, el sujeto que recita estos mantras, pierde paulatinamente la noción de tiempo y espacio, entrando en un estado confusional y adormeciendo, en consecuencia, la capacidad de pensamiento lógico y análisis crítico. Todo proceso de MP va a estar orientado a anular estas capacidades, para alcanzar un estado confusional (Baamonde, 2003).
  • Trabajos Agotadores, Escaso Descanso y Alimentación Pobre: En lo períodos restantes es sometido a trabajos de gran esfuerzo físico; pocas horas de sueño, que no alcanzan para recuperase completamente; y una alimentación generalmente pobre en complejos vitamínicos y proteicos, pero muy rica en energizantes (azúcares e hidratos de carbono), lo que genera una falsa sensación de energía, cuando ocurre todo lo contrario, el cuerpo se debilita rápidamente.
  • Utilización de drogas: Aunque no es lo más frecuente, algunos grupos utilizan drogas o mezclan psicofármacos en los alimentos de manera tal de alterar directamente el funcionamiento normal de Sistema Nervioso Central provocando trastornos de conciencia.
  • Sesiones de escucha: La persona a influenciar es sometida a largas horas de escucha de sermones, conferencias, grabaciones con cánticos o discursos del líder del movimiento y también a la lectura del material bibliográfico del grupo.
  • Atrofiamiento de la Identidad, Memoria y Pautas de Vida Anteriores: Paulatinamente y merced a diversas técnicas se busca un atrofiamiento paulatino de estas capacidades. El atrofiamiento de la identidad se ve favorecido por el cambio de nombre que no pocos movimientos exigen a sus miembros; el de la memoria, se logra a través de técnicas de inducción al trance e hiperventilación; y el de pautas de vida anteriores, ofreciéndole la posibilidad de alcanzar grandes logros o ideales heroicos, pero que sólo podrán alcanzarse, si ejerce primero “renunciamientos”.
  • Renunciamientos Progresivos: Para el logro de las metas propuestas por el movimiento o grupo, es frecuente que se exijan diversos renunciamientos que, a su vez, refuerzan la dependencia hacia el grupo. De esta manera, progresivamente, se lo inducirá a renunciar a los estudios, el trabajo, las amistades y la propia familia, ya que todo debe estar subordinado al grupo.
  • Testimonios de Terceros: Esta es una de las técnicas más utilizadas y es donde también juegan un papel importantísimo los datos que se recabaron en las “confesiones íntimas” realizadas en los “contactos iniciales”. De esta forma integrantes del grupo de manera aparentemente espontánea presentan testimonios con problemáticas muy similares por las que atraviesa la persona a influenciar. Dichos testimonios culminan con la manifestación de que sólo encontraron solución a sus problemas dentro del movimiento y gracias a él.
  • Confesiones Públicas: En estos casos los testimonios asumen un carácter expiatorio y, generalmente, van acompañados con relatos donde se detallan las consecuencias que les acarrearon las “desobediencias” o “traiciones” a las normas que sostiene el grupo. Se observa asimismo, como rasgo característico de las consecuencias, que estas son frecuentemente de tipo mágico y con una clara lógica de correspondencia.
  • Inducción a Crisis: Esta es una técnica muy utilizada en grupos evangélicos de tipo pentecostal y en cultos afrobrasileños. Mediante la misma se induce en los miembros una crisis de tipo histérica que, amén de fuertes estados disociativos, confusionales, provoca una serie de reacciones psicofisiológicas que pueden llevar a síndromes de anestesia sensitiva, los cuales son reinterpretados dentro del movimiento, como “sanaciones milagrosas”.
  • Repaso de las Mejoras: Periódicamente se lleva a cabo un repaso sistemático de todas las mejoras registradas por la persona, haciendo especial hincapié en que ellas fueron logradas merced a la voluntaria inserción en el grupo y que sin el mismo, jamás habrían sido posibles.
  • Código Comunicacional Específico: También es frecuente la utilización de un lenguaje particular, solo entendido por los integrantes del movimiento. Ello genera un efecto psicológico de “elegidos”, y por sobre todo, “distinto” al resto de la sociedad, ahondando aún más la separación y aumentando la dependencia con el grupo.
  • Peyoritivización y Denigración de Disidentes: El carácter despectivo con el que es teñido todo lo ajeno al movimiento y la denigración constante de los que lo abandonaron o no desearon ingresar, es también un elemento clave para el reforzamiento constante de ese sentimiento de “elegidos y privilegiados”, a la vez que va generando “fobias” hacia el posible abandono del movimiento en cuestión.
  • Realización de Acciones Valoradas por el Grupo: Al acercarse a la finalización del proceso básico de MP, se le suelen dar a la persona para que lleve a cabo, tareas ampliamente valoradas por el grupo. Estas generalmente consisten en la recaudación de dinero, venta de posters, dvds, folletos o sahumerios; y de proselitismo, es decir, la captación de nuevos adeptos.

 

El proceso de MP lo tenemos que ver como una espiral que cada vez más va sujetando al adepto, esta espiral comienza con los llamados “contactos iniciales”, en dónde comienza la MP, sigue con las técnicas de MP y finaliza en un punto donde todo este proceso se autoalimenta (Baamonde, 2003): el ingreso al grupo. Dentro del grupo la sujeción es cada vez más fuerte hasta llegar a la ya expuesta “fobia al abandono”.

 

2.3) La Manipulación Psicológica como proceso

 

Lo decíamos más arriba, el objetivo principal de la MP es atacar al yo de manera de desestabilizar el sentido de sí mismo que posee toda persona socavando su conciencia de la realidad, sus creencias, su control emocional y sus mecanismos de defensa; es un proceso psicológico sutil de desestabilización y dependencia inducida.. (Singer, 2003).

 

Este objetivo implica un proceso, no resulta de un acontecimiento de un solo paso, sino que es un procedimiento gradual de abatimiento y transformación.

 

Las tácticas de un proceso de MP están organizadas para:

  • Desestabilizar el sentido de sí misma de una persona.
  • Conseguir que la persona reinterprete drásticamente su historia, altere de manera radical su cosmovisión y acepte una nueva versión de la realidad y la causalidad.
  • Desarrollar en la persona una dependencia respecto de la organización, y de esa manera convertir a la persona en un objeto utilizable.

 

Para Margaret Singer  son seis las “condiciones necesarias” (Singer, 2003, 84), es decir, las circunstancias necesarias en las que el proceso se debe de dar para que de buenos resultados:

  1. Mantener a la persona inconsciente de que existe un programa para controlarla y cambiarla.
  2. Controlar el tiempo y el ambiente físico (contactos, información).
  3. Crear una sensación de impotencia, temor y dependencia.
  4. Suprimir conductas y actitudes antiguas.
  5. Instalar conductas y actitudes nuevas.
  6. Presentar un sistema de lógica cerrado.

 

Por su parte, el Psiquiatra Robert Lifton (citado por Singer, 2003, 90) ha identificado ocho “temas psicológicos” implicados en los procesos de MP:

  1. Control del ambiente: a fin de distanciar cada vez más al adepto de su familia.
  2. Cargar el lenguaje: como ya lo expresáramos más arriba, en las sectas se da un uso de un código de comunicación específico, este código o “jerga del grupo” lleva a la anulación del pensamiento y juicio crítico. Traducir su propia lengua al lenguaje del grupo obliga a los miembros a censurar, reformular y desacelerar los estallidos espontáneos de crítica, esto ayuda a reprimir los sentimientos negativos hacia el grupo.
  3. Demanda de pureza: la lógica dual, maniquea (disociada) conduce a una lógica de “todo o nada”, de “nosotros contra ellos”, cada acción es “buena” o “mala”, “pura” o “impura”.
  4. Confesión: para lograr reescribir y transformar la historia personal de manera tal que llegue a denigrar su pasado y todo lo con el relacionado.
  5. Manipulación Mística: El grupo manipula a los miembros de manera tal que piensen que sus nuevos sentimientos y conductas han surgido espontáneamente en la atmósfera del grupo. El líder da a entender que se trata de elegidos, un grupo selecto, con un propósito superior; los líderes suelen decir: “ustedes han elegido estar aquí. Nadie les ha dicho que vinieran. Nadie ha influido en ustedes”, de esta manera los adeptos creen que en realidad han elegido esa vida cuando en realidad son presa de la manipulación y el miedo.
  6. La doctrina sobre la persona: A los miembros se los lleva a que reinterpreten su historia vital y se les enseña a interpretar la realidad de sus vidas mediante los conceptos del grupo ignorando experiencias y sentimientos propios cuando se presentan.
  7. Ciencia sagrada: La sabiduría del líder recibe una pátina de ciencia, lo que le agrega una capa de credibilidad a su noción filosófica, psicológica o política central. De esta manera el líder puede llegar a afirmar que su doctrina es aplicable a toda la humanidad y que todo aquél que no esté de acuerdo o tenga ideas alternativas no sólo es inmoral sino también poco científico.
  8. Otorgamiento de existencia: El ambiente totalitario de la secta acentúa el sentimiento por parte de los adeptos de ser parte de un grupo de “elite”, que son “elegidos”, de manera tal que los no miembros son seres indignos e inferiores. Esto permite a los miembros a que como agentes del grupo y representantes de un grupo “superior”, manipulen a los no miembros para el bien del grupo, si las personas se retiran o no aceptan unirse, se unirán a “la nada”; esto está vinculado con la lógica maniquea en la cual todo lo “bueno” o “santo” se encuentra en el grupo y lo “malo” o “pecaminoso” está fuera. Esto confirma la ruptura con la familia, los amigos, etc, acrecienta la dependencia con el grupo y genera las fobias al egreso del grupo.

 

Singer citando al Psicólogo Edgar Schein, describe las etapas por las que pasan las personas cuando son sometidas a procesos de MP y que son denominadas como “descongelamiento, cambio y recongelamiento” (Singer, 2003, 94):

  • Descongelamiento: las actitudes pasadas, el sentido del yo, la identidad y la cosmovisión de la persona son desestabilizadas mediante las técnicas de MP conduciendo a la persona a una crisis de identidad. Esta crisis de identidad vuelve a la persona más abierta a la sugestión y más dependiente al grupo.
  • Cambio: habiendo sido puesto en duda el sentido de sí misma y socavada la propia identidad, la persona percibe que las soluciones que ofrece el grupo proporcionan un camino a seguir, siente que la ansiedad, la incertidumbre, y la duda de sí misma pueden reducirse si adopta los conceptos presentados por el líder del grupo.
  • Recongelamiento: en esta fase final, el grupo hace las veces de reforzador del cambio efectuado, mediante la aprobación de la aceptación de las nuevas pautas de vida y la dura crítica de todo lo que con la “antigua vida” de la persona aparezca, se logra estructurar una nueva pauta de vida para lograr generar una nueva identidad al servicio del líder y de la dependencia ciega al grupo.

 

Sin duda el lector estará tomando nota de lo maquiavélicos y destructivos que los procesos de MP son; procesos que aniquilan el yo destruyendo la persona transformándola de sujeto a objeto, objeto para uso y abuso del líder y el grupo, objeto para el sometimiento de otros generando una cada vez mayor dependencia al grupo y al dogma propuesto. Esta dependencia comenzará a ser cada vez mayor, necesitando la persona cada vez mayores “dosis” del dogma a fin de sostener la renegación a la que se ha llegado.

 

 

Extraído de:

 “Ladrones de libertad, un abordaje psicoanalítico al fenómeno de la manipulación psicológica sectaria”. Farías, Álvaro[1] 2006 Universidad Católica del Uruguay

 

[1] Licenciado en Psicología, actual director de Infosectas – Uruguay, miembro de la Red Iberoamericana de Estudio de las Sectas (RIES)

Comments are closed.

Videos Destacados

¿Qué es una secta?

Posted on Ene - 19 - 2017

Comentarios desactivados en ¿Qué es una secta?

¿QUÉ ES UNA SECTA?

Posted on Nov - 15 - 2016

Comentarios desactivados en ¿QUÉ ES UNA SECTA?

Reiki: ¿terapia, magia o...

Posted on Sep - 29 - 2016

Comentarios desactivados en Reiki: ¿terapia, magia o religión?

Segundo Simposio de “Yoga...

Posted on Sep - 27 - 2016

0 Comment

Niños Índigo: ¿teoría científica...

Posted on Sep - 25 - 2016

Comentarios desactivados en Niños Índigo: ¿teoría científica o esotérica?

¿Qué hay detrás del...

Posted on Sep - 23 - 2016

Comentarios desactivados en ¿Qué hay detrás del “Centro Mariano La Aurora” en Paysandú?

Isha, el SPA de...

Posted on Sep - 24 - 2016

0 Comment

Reiki: ¿terapia, magia o...

Posted on Sep - 29 - 2016

Comentarios desactivados en Reiki: ¿terapia, magia o religión?

Niños Índigo: ¿teoría científica...

Posted on Sep - 25 - 2016

Comentarios desactivados en Niños Índigo: ¿teoría científica o esotérica?

ILLUMINATI: ¿Quiénes eran más...

Posted on Sep - 24 - 2016

Comentarios desactivados en ILLUMINATI: ¿Quiénes eran más allá de las leyendas?

Twitter updates

No public Twitter messages.

Sponsors